Plan Ceibal Línea de tiempo

  1. 1776 - 1800
  2. 1801 - 1825
  3. 1826 - 1850
  4. 1851 - 1875
  5. 1876 - 1900
  6. 1901 - 1925
  7. 1926 - 1950
  8. 1951 - 1975
  9. 1976 - 2000
  10. ACTUALIDAD
  1. 1876 - 1880
  2. 1881 - 1885
  3. 1886 - 1890
  4. 1891 - 1895
  5. 1896 - 1900

El colonialismo 1870-1913 / Europa, África y Asia

Ficha

A finales del siglo XIX, las potencias industriales europeas emprendieron la búsqueda de nuevos mercados y nuevas fuentes de materias primas para mantener activas sus industrias cada vez más numerosas. Esta etapa de conquista de territorios fuera de Europa, durante la que se formaron los grandes imperios coloniales en África y Asia, fue conocida como imperialismo. Se caracterizó por la calma política de las relaciones entre las potencias y por su gran crecimiento económico.

Para establecer un imperio colonial, las potencias europeas destinaban inmensos recursos económicos y militares. El primer paso era el de la conquista. Los adelantos en el transporte, como el barco de vapor, permitían mover ejércitos numerosos a lo largo de grandes distancias. Estos ejércitos bien entrenados y con armamentos poderosos lograban rápidas victorias sobre las fuerzas militares de los países invadidos. Así fue como casi la totalidad de África y una gran parte de Asia quedaron en manos de los países europeos.

Luego de conquistar un nuevo territorio surgía el problema de la organización política. Las distancias entre Europa y las colonias eran tan grandes que había que crear sistemas de gobierno locales que respondieran a los intereses de los dominadores. En algunos casos el país conquistador le daba a una sociedad privada el derecho de explotar los recursos de la colonia a cambio de que se ocupase de organizarla. Otra solución fue la asociación, por la cual se formaba un gobierno que combinaba la administración local con el poder de representantes políticos europeos. El sistema conocido como protectorado respetaba la política interior de los nativos, reservando para el Imperio el control del ejército, el comercio y la política exterior.

Una vez establecida la conquista y la organización de la nueva colonia, había que explotar sus recursos naturales. La colonia solo podía comprar y vender a la metrópoli, era la proveedora de materias primas y estaba obligada a comprar los productos industriales fabricados en el Imperio. La dominación económica sobre las colonias tuvo profundas consecuencias en sus sociedades. Generó pobreza, desigualdad y la pérdida de sus recursos.

La carrera imperialista de conquista de nuevos territorios por los países europeos terminó en 1914, con el comienzo de la primera guerra mundial.

GLOSARIO

Materia prima
Producto tal como se extrae de la naturaleza, sin transformación alguna.
Metrópoli
Nombre dado a una potencia colonial en relación a los territorios que domina.